Batista vs The Undertaker – WWE WrestleMania 23

El primer combate que vi en mi vida me parece la opción idónea para desvirgar WrestleBlog. ¿Se robaron Taker y Batista una de las mejores ediciones del Show de Shows? Vamos a verlo.

Batista vs Taker WM 23

 Contexto

Batista era el gran monarca de SmackDown!, estaba viviendo un gran momento en su carrera: over como top face, gran estatus, un buen reinado con un título prestigioso, etc. Pero cuando Undertaker ganó el Royal Rumble 2007 y lo escogió a él para luchar en WM, toda su hegemonía se vio amenazada desde el minuto uno. Un feudo simple pero intenso (más o menos como acabó siendo el combate) lleno de brawls con y sin seguridad, traicionándose en combates en los que eran equipo, usando a otros wrestlers como armas; nada estaba por encima de ellos dos en SD. Undertaker buscaba minar la confianza de The Animal, pero éste siempre repetía que no iba a dejarse intimidar… Quizás lo repetía tantas veces que buscaba convencerse más a sí mismo que a los demás. Había mucho hype, ya que no solo era el choque entre la estrella del momento contra el fenómeno perenne de WWE, sino que ya comenzaba a tenerse en cuenta la Racha (14-0 en ese momento) como algo legendario y Batista tenía la credibilidad suficiente para romperla.

 El match

Valoración

En más o menos quince minutos, estos dos consiguen meter un poco de casi todo sin que resultase atropellado ni forzado. Si bien la estructura es la básica de un main event de WWE (intercambiamos dominio + spot chulo de transición + nearfalls y fin), está tan bien llevada a cabo que la simpleza no puede ser considerada como algo en contra en este match.

Batista está genial aquí: él es el jefe de SmackDown!, es el hombre a batir y así se lo demuestra a Undertaker yendo a por él desde el principio (<<no me dejaré intimidar>>) con un Spear. Desde el minuto uno el público va con el Deadman, por lo que Batista adopta su rol de heel con algo más de agresividad y dureza en los golpes. Gracias a su genial striking, Taker consigue ir construyendo momentum para asestar algunos de sus mejores moves y así equilibrar la balanza. Pero Batista logra reaccionar (hay un spot genial en el que se libera de la garra de Undertaker cuando iba a hacerle el Chokeslam) y acaba castigando duramente al Phenom en la zona de los comentaristas: está decidido a ganar, a consolidarse en el trono, a demostrarse a todos y a sí mismo que es el rey.

El gran spot del match es el Powerslam contra la mesa de comentaristas, pero lo que me llama la atención es que no surge por necesidad. Batista está llevando la batuta en esos momentos, está dándole la del pulpo a Taker, no necesita remontar: lo hace porque puede, para demostrar que se puede permitir hacerlo; es la mejor manera de transmitir lo que llevaba semanas diciendo: yo mando aquí, no me voy a dejar intimidar. Pero en cuanto Taker se sale de las cuentas que intenta tras esto, el Animal empieza a mostrar algo de preocupación. Es más, Undertaker sigue levantándose e incluso consigue un par de nearfalls con Chokeslams y Last Rides. Pero a Batista le queda su gran baza: la Batista Bomb, de la que (si no recuerdo mal) nadie se había salido hasta la fecha… Pero Taker se sale (en 2’9, tremendo nearfall). La cara de Batista aquí es tremenda: esto sí que no se lo esperaba, ni él ni nadie.

Ese es el momento en el que se descubre la verdad: Batista no puede ganar a Undertaker. Ha ido con todo, ha tratado de convencer a todos y a sí mismo de que es capaz, pero aún no lo es. El kickout al Batista Bomb es la confirmación de una cruda sospecha que no se atrevía a asumir: es peor que su rival. Por primera vez desde que llegó al main event, Batista tiene a un rival mejor que él. Ese kickout mata a Batista por dentro, tal y como refleja su cara. Aún así, sigue siendo The Animal y mientras tenga aliento seguirá luchando. Busca otra Batista Bomb, pero Undertaker lo evita. Batista busca castigarlo contra un esquinero, pero es él quien se lo acaba comiendo, dejando en bandeja un Tombstone Piledriver con el que The Deadman conquista su primer World Heavyweight Championship. 15-0.

Caer al primer Tombstone, mientras que Taker sobrevivió a todo lo que el Animal tenía para echarle, fue la confirmación de que por muy hombre del momento que fuese, Batista no estaba listo para reinar. A partir de aquí inicia su camino de redención a lo largo de todo 2007, superándose a sí mismo para poder superar luego a Undertaker: en las dos siguientes revanchas consigue empatar con él, y finalmente a finales de año logra su gran victoria, para esta vez sí retener el WHC y consolidar su supremacía.

Volviendo al match, y habiendo destacado ya el papel de Batista, quiero hablar también del de su rival: Undertaker no hace demasiado a la ofensiva, se limita a desplegar todos sus moves y spots que convierten sus combates de WrestleMania en inmortales, pero hace una gran performance dejándole espacio a Batista para que luzca dominante, vendiendo notablemente el castigo y con muy buen timing ejecutando los nearfalls y kickouts para aumentar la emoción. Es la parte del intercambio de signature moves y sus nearfalls la más emocionante, ya que ambos están tan over y tienen tanta credibilidad que el público llega a creerse los falsos finales. Se nota que esto es antes de que WWE empezase a abusar de la épica en los big matches (<<épica egoísta>>, lo llaman).

NOTA

Es un gran combate, con una historia buena y fácil de seguir, y aunque habría amado cinco minutos más y que Batista hubiese quedado más protegido en la derrota, a largo plazo acabó funcionando. No alcanza niveles de MOTYC a nivel global, ya que aunque la simpleza de la estructura aquí no me moleste, no deja de ser simple: una fórmula no fuera de lo normal solo que muy bien ejecutada. Su storytelling, aunque a la larga adquiere más valor, en el momento se queda algo corto, y eso en WM no siempre conviene (ya que WM suele ser donde culminan las historias, pero aquí es donde inicia). Con todo, quizás sea el mejor combate de la carrera de Batista, y también es el primero de los grandes combates consecutivos de Undertaker en WM hasta el 21-1.  Vale la pena verlo, es uno de los matches mas destacados de WWE en 2007. —> 8’75/10.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s